Estás aquí: Portada > Noticias

Nª Sª de la Almudena

Enregistrer au format PDF |Enviar la referencia de este documento por email title= enviar por email

La Madre de Jesús está asociada, desde el principio al origen y nacimiento de la Iglesia. Su obediencia al mensaje del Ángel Gabriel es el comienzo del nuevo Pueblo de Dios. Ella cierra el tiempo de la Promesa y abre el tiempo de la Salvación, de la Nueva Alianza. Años después, permaneció de pie junto a la Cruz mientras agoniza Jesús y recibe su encargo: "Mujer, ahí tienes a tu hijo"...Y baja con Juan al escondite de los apóstoles; les alienta a confiar en la Promesa de Jesús y con Ella son testigos de que el crucificado VIVE y perseveran en oración, con un solo corazón, hasta la llegada del Espíritu Santo que les impulsa a salir para hacer presente el Reino de Dios iniciado por Jesús.

La Madre de Jesús sigue realizando esta tarea en todas las comunidades católicas que la nombran con muchos apellidos, arraigados en la tradición de cada lugar. La imagen de la Almudena apareció en los muros del "viejo Madrid" que canta: "Salve, Señora, de tez morena, Virgen y Madre del Redentor, Santa María de la Almudena, Reina del cielo, Madre de Amor....hoy resplandeces ante tu pueblo que te venera y espera en Tí"...(Himno popular).

Del Oracional claretiano transcribo esta oración, válida para todas las Advocaciones marianas; "Peregrina de la fe, María, diste todos los pasos hasta la confianza más plena; recorriste todo el camino hasta la entrega total; pusiste toda la vida en las manos de Dios. Y Dios, atento a tu andadura, te llenó de Gracia: el Espíritu pobló tu carne de acogida; tu corazón abierto recibió la Palabra, y tu seno engendró la Luz, y de Tí nació la Salvación. Desde aquel instante tu vida, Maria, se hizo camino de fe y de silencio, ""He aquí la esclava del Señor" -dijiste- y te pusiste a recorrer el sendero de la voluntad de Dios. Peregrina de la fe hasta la Cruz. Contigo, Madre de los creyentes, somos peregrinos, Pueblo de Dios en marcha hasta el corazón de la Tierra Nueva. Tú caminas con nosotros, madre de nuestro Pueblo, por este valle de dolor y lágrimas, de alegría y esperanza, hasta la libertad del Reino. Te llamamos Bienaventurada y nos sentimos dichosos, tus hijos, porque has creído. Amén".

Con Ella aprendemos a cimentar nuestra vida en la Palabra de Dios que nos cambia el corazón y nos enciende la Esperanza, que tanto necesitamos hoy.

Jaime Aceña Cuadrado cmf

Jueves 6 de noviembre de 2014, por Parroquia Ido. Corazón de María


Agenda
« diciembre de 2017 »
L M M J V S D
27 28 29 30 1 2 3
4 5 6 7 8 9 10
11 12 13 14 15 16 17
18 19 20 21 22 23 24
25 26 27 28 29 30 31

Próximamente...

- Hoja parroquial 3 diciembre

31 de diciembre